Lunes. 24.07.2017 |
El tiempo
Lunes. 24.07.2017
El tiempo
El Diario de Cantabria

SÁEZ DE BURUAGA

«No hemos podido arreglar la chapuza del bipartito cántabro con Valdecilla»

«Esto no se arregla en los tribunales», ha advertido la dirigente ‘popular’, que pide al Gobierno regional que se ponga a negociar

María José Sáenz de Buruaga durante la rueda de prensa. / ALERTA
María José Sáenz de Buruaga durante la rueda de prensa. / ALERTA
«No hemos podido arreglar la chapuza del bipartito cántabro con Valdecilla»

La presidenta del PP de Cantabria, María José Sáenz de Buruaga, ha instado al bipartito regional a dejar de «vocear» y las «amenazas» al Gobierno central y le ha pedido que trabaje para regularizar la situación administrativa de la justificación de las obras y la financiación y se siente a «negociar en serio» con el Ejecutivo de Mariano Rajoy la inclusión de partidas para Valdecilla en los Presupuestos Generales del Estado (PGE) de 2018. «Ahora toca mirar hacia delante», ha dicho Sáenz de Buruaga, en una rueda de prensa en la que ha explicado los «motivos» que, a su juicio, harán que en el Presupuesto de 2017 no esté finalmente un partida para Valdecilla pese a que los diputados nacionales del PP por Cantabria, Ana Madrazo y Diego Movellán, se comprometieran a presentar en el Senado una enmienda para que se incluyeran en las cuentas de este año los 22 millones para el hospital, algo que finalmente no ocurrirá.

 

REsponsabilidad. Sáenz de Buruaga ha asegurado que los ‘populares’ cántabros lo «han peleado» e «intentado hasta el final» pero sin conseguirlo. «Asumimos nuestra parte de responsabilidad por no haber sido capaces de arreglar una chapuza, fundamentalmente, del Gobierno de Cantabria», ha apuntado. La dirigente ‘popular’ ha justificado la no inclusión en los PGE de este año de la financiación para Valdecilla a dos razones: que el Gobierno de Cantabria sigue sin regularizar la justificación de las obras realizadas en Valdecilla, lo que, dijo, impidió recibir la partida de 2016 e hizo que «cayera» la de 2017, y a la situación de minoría del PP en el Congreso de los Diputados y a las negociaciones sobre el Presupuesto.

Sáenz de Buruaga ha explicado que el partido ha decidido que para no «poner en riesgo» el «puzzle presupuestario» no se debía incluir ninguna enmienda en el Senado para que el Presupuesto no tuviera que volver al Congreso, donde podría «flaquear» algún apoyo de los obtenidos en su primer paso por la Cámara Baja. «Se ha puesto por delante la aprobación de los Presupuestos», ha justificado Sáenz de Buruaga, quien ha insistido en que el PP «siempre» estará «para Valdecilla» y se ha comprometido a «empujar» y a «ayudar» para que haya una partida para el hospital en los PGE de 2018, pero ha señalado que el Gobierno de Cantabria tiene que cumplir su «obligación» y regularizar la situación sobre la justificación de las obras.

La presidenta de los populares cántabros ha calificado de «esperpento» el anuncio realizado por el presidente de Cantabria y la vicepresidenta de llevar a los tribunales los «incumplimientos» del Gobierno de Mariano Rajoy. «Esto no se arregla en los tribunales», ha aseverado Sáenz de Buruaga. Además de llevar a los «tribunales» al Gobierno central, Revilla ha advertido que si «no se abre la espita» del Fondo de Liquidez Autonómica (FLA) para la región la próxima semana, «todo el Consejo de Gobierno en pleno se va a plantar en el Ministerio de Economía y Hacienda y va a dar una rueda de prensa para que España se entere». Para Sáenz de Buruaga, lo anunciado por Revilla y Díaz Tezanos es un «esperpento» que, a su juicio, «evidencia» el «fracaso» de la política y de la gestión del bipartito. Así, le ha instado a dejar de «vocear» y de hacer «piruetas».

De la Serna recomienda diálogo para la partida del próximo año

El ministro de Fomento, Iñigo de la Serna, ha recomendado al Gobierno de Cantabria empezar a negociar ya con el Estado la partida para el Hospital Universitario Marqués de Valdecilla para 2018 ya que las cuentas para el próximo año se empezarán a elaborar «en unas semanas». Así lo ha señalado en Santander a preguntas de la prensa sobre la no inclusión de una partida en las cuentas para este año 2017, ya que el PP evitará aprobar nuevas enmiendas que supongan un aumento de gasto en la tramitación de los Presupuestos Generales del Estado (PGE) en el Senado.

Para De la Serna, el Ejecutivo cántabro lo que debe hacer en primer lugar es «corregir los defectos que se han constatado» en la justificación que se ha realizado de la partida de 22 millones de euros correspondiente al año 2016 y por los que aún no se ha transferido esa subvención a la administración regional. «Cuando las cosas se han hecho mal es difícil cumplir con los compromisos», indicó y afirmó que si el Gobierno regional «no ha dejado resuelta una subvención un año pues no puede recibir la del año siguiente». Por ello, ha aconsejado al bipartito PRC-PSOE que, «ahora que se va a comenzar a elaborar los presupuestos de 2018 en unas semanas», se siente con el Estado como hacen otras administraciones a «analizar todas las cuestiones, cumplir con las obligaciones administrativas y, a partir de ahí, seguro que no habrá problema porque el compromiso es firme». «Se debe abandonar el enfrentamiento y sentarse en la mesa a dialogar con los ministerios para sacar los asuntos adelante y de esa manera se podrán incorporar las partidas correspondientes a los distintos compromisos del convenio», manifestó el ministro, que ha insistido en que «hacerlo con las tramitaciones administrativas incorrectas es muy complicado».

Cuestionado por que tanto el PP de Cantabria como el delegado del Gobierno en la Comunidad Autónoma, Samuel Ruiz, aseguraron que se incluiría en los PGE de 2017 vía enmienda, el ministro y ex alcalde de Santander explicó que «no es fácil de hacer» cuando aún «no está corregido y cerrado» lo correspondiente al año anterior. Para explicar esta circunstancia, afirmó que, por ejemplo, «en el marco de la administración local, para poder disponer de una subvención un año requiere el estar con todas las subvenciones previas formalizadas adecuadamente», y esto en estos momentos, en el caso de la partida para las obras de Valdecilla al Gobierno de Cantabria, «no sucede».

Por ello, destacó que ahora «lo importante» es justificar la subvención anterior, correspondiente al año 2016, para que después el Estado pueda seguir «haciendo frente a sus compromisos» con el pago de las obras del Hospital Valdecilla. «Hay que hacer bien lo que administrativamente se ha hecho mal y eso requiere sentarse para justificar los gastos», apostilló.

Comentarios