Jueves. 19.10.2017 |
El tiempo
Jueves. 19.10.2017
El tiempo
El Diario de Cantabria

DIVISIÓN DE HONOR

El BM Torrelavega logra una gran victoria en la cancha del Alcobendas

los de soto fueron capaces de ganar, por primera vez en su historia, En la pista del conjunto madrileño tras un completo partido

El pivote Abel Lamadrid
El pivote Abel Lamadrid
El BM Torrelavega logra una gran victoria en la cancha del Alcobendas

El BM Torrelavega se auto regaló un partidazo en el regreso de los naranjas a la División de Honor Plata tras el parón navideño. A pesar de que el inicio del partido tuvo que retrasarse 40 minutos por las dificultades que encontraron los cántabros en la carretera, los de Soto fueron capaces de ganar por primera vez en su historia en la cancha del Secin Group BM Alcobendas. Tal y como se preveía, el inicio del partido fue tremendamente igualado. El conjunto de Alex Mozas llegaba al choque un punto por delante de los cántabros en la tabla y aspiraba a dejar atrás a un rival directo en la lucha por la fase de ascenso. Sin embargo, los naranjas no se arrugaron ni lo más mínimo. De hecho, fue Edu Fernández el encargado de abrir el marcador de un partido que se presentaba cargado de alicientes.

Apoyados en la fortaleza de un juego colectivo al alcance de pocos conjuntos de la liga, los visitantes aguantaron perfectamente el envite de los locales. Tras una fase de intercambio de goles y después de superar la primera inferioridad del choque, el BM Torrelavega se hizo con la iniciativa en el marcador gracias a dos dianas firmadas por Jose Carlos Hernández y Maxi Cancio. Los cántabros detectaron una mínima debilidad en su adversario y se lanzaron a incrementar la renta todo lo posible. El parcial fue de 0– 5 para situar el marcador en 6–10 gracias a un cañonazo de Sergio Rodríguez. La reacción madrileña vino de la mano de un inspirado Nacho Gimeno. Dos tantos consecutivos del 25 local provocaron el tiempo muerto de Soto para cortar el ritmo anotador de su adversario. Las palabras del técnico leonés sirvieron para que Edu Fernández y José Carlos Hernández se reactivasen de nuevo. El lateral y el extremo se la ingeniaron para dejar a los suyos tres arriba después de la primera parte.

Conscientes de que arrancar bien era fundamental para cimentar el trabajo realizando durante el primer acto, los torrelaveguenses comenzaron dando primero. Marcos Dorado abría la brecha a cuatro cuando habían transcurrido apenas dos minutos de la reanudación. El juego visitante fluía y, con Gonzalo Velasco excluido, los visitantes firmaron un mini parcial de 0–2 gracias al acierto del omnipresente Hernández y al descaro de un Nico Colunga cada vez más asentado. Sin embargo, a pesar de estar cinco por delante, 12 – 17, el choque no estaba decidido ni mucho menos. Secin Group BM Alcobendas tiró de orgullo y de la inspiración de Manu Catalina para recobrar el pulso y sus opciones de victoria. Tres dianas seguidas del jugador local devolvieron la emoción a un partido que resultó apasionante. Cuando más apretaba el Secin Group BM Alcobendas, los más jóvenes del BMT salieron al rescate. Primero fue Nico Colunga y luego Edu Fernández quienes se ocuparon de devolver una ventaja más holgada a su equipo.  El paso de los minutos obligaba a los madrileños a arriesgar un poco más. Los cántabros dominaban el tempo del choque con suficiencia y si los de Mozas no hacían algo diferentes parecían condenados irremediablemente a la derrota. Así, tras un tiempo muerto, los locales lograron un parcial de 3– 0 que, automáticamente, provocó otro receso de un minuto. Esta vez, solicitado por Diego Soto. Del 17– 21 se había pasado a un inquietante 20–21 cuando todavía restaban 14 minutos para el final.

En ese instante tan delicado, el BM Torrelavega demostró su carácter y su pundonor. Los naranjas devolvieron el parcial a su adversario y recuperaron un margen de cuatro tantos justo antes de encarar la recta final del choque. Con 21–25 en el electrónico, se produjo una jugada determinante. Un doble exclusión dejo al Secin Group BM Alcobendas sin Manu Catalina, por una acción del juego, y sin Andrés Delgado, por protestar, cuando quedaban 6:20 para el final.  Secin Group BM Alcobendas se quedo con dos efectivos menos sobre la cancha y el BM Torrelavega lo aprovechó para sentenciar el choque. Luis de Vega detuvo un lanzamiento de Asier Nieto para que Ramiro Merino, desde el extremo izquierdo, ampliará la renta a cinco.  No contentos con eso, en la jugada siguiente fue el otro extremo, José Carlos Hernández el que apuntillaba el partido desde los siete metros. 

Con 21–27 y menos de cinco minutos por disputarse, al BM Torrelavega le bastó con controlar el tempo del partido para conseguir una victoria histórica. La sexta consecutiva en una racha realmente impresionante del conjunto de Soto. Al final, los torrelaveguenses vencieron por cinco, 23–28. Gracias a este marcador, los cántabros superan a los madrileños en la tabla y se sitúan quintos en la clasificación. 

Comentarios